Las 3 razones principales por las que el sistema de frenos antibloqueo de su automóvil puede estar funcionando mal


Muchos sistemas de seguridad integrados en los vehículos de hoy en día están siempre presentes y siempre funcionan para mantenerlo a salvo.

Sin embargo, con el tiempo, se notan pequeños cambios y comienza a preguntarse si estas características de seguridad funcionarán cuando se presente una emergencia.

Su sistema de frenos antibloqueo puede ser uno en el que piense poco. Pero cuando lo usa mientras frena con fuerza o patina sobre hielo, sabe lo valiosa que es la tecnología.

También te puede interesar: Fallos en el motor: encendido del cilindro. Solucion

¿Cómo saber si está funcionando mal?

Cómo funciona el sistema de frenos antibloqueo

Un sistema de frenos antibloqueo (ABS) consta de varios componentes clave, incluidos sensores de velocidad de las ruedas, una unidad de control electrónico (ECU) y válvulas de solenoide. Los sensores de velocidad de las ruedas están ubicados en cada rueda y son los encargados de enviar información sobre la velocidad de cada rotación al módulo de control del ABS. La ECU, o cerebro del sistema, recibe esta información y la usa para determinar si las ruedas están a punto de bloquearse.

Cuando el conductor aplica los frenos, el ABS comienza a controlar la velocidad de cada rueda. Si la ECU detecta que una o más ruedas están a punto de bloquearse, envía una señal a las válvulas de solenoide. Estas válvulas están ubicadas en cada pinza de freno y son las encargadas de controlar la presión del líquido de frenos. Las válvulas solenoides se abrirán y cerrarán rápidamente, liberando y volviendo a aplicar presión al líquido de frenos. Esto ayuda a evitar que las ruedas se bloqueen, lo que permite al conductor mantener el control de la dirección.

Las 3 razones principales por las que el sistema de frenos antibloqueo de su automóvil puede estar funcionando mal

El proceso de liberación y reaplicación de la presión de los frenos por parte del ABS se denomina "bombeo" y ocurre muy rápidamente, en milisegundos. Esta rápida acción de bombeo provoca una pulsación en el pedal del freno, que el conductor puede sentir. Esto es normal y una señal de que el ABS está funcionando correctamente.

LEER MAS   ¿Por qué tu coche se sacude al frenar? ¡Sigue leyendo!

Los sistemas ABS también tienen una luz indicadora en el tablero que se iluminará si hay un problema. Esta luz generalmente se enciende cuando se enciende el vehículo y se apaga poco después. Si la luz permanece encendida, puede indicar un mal funcionamiento en el sistema. Esto le da una advertencia anticipada de que es hora de llevar su automóvil a un mecánico para que lo inspeccione.

¿Está siempre en uso el ABS?

Piense en el sistema de frenos antibloqueo como un componente separado de los frenos de su vehículo. Los sistemas de frenos antibloqueo están diseñados para ayudar a los conductores a mantener el control de la dirección durante un frenado brusco al evitar que las ruedas se bloqueen. Esta tecnología existe desde finales de la década de 1970 y ahora es una característica estándar en la mayoría de los vehículos.

El sistema de frenos antibloqueo está diseñado para situaciones de frenado de emergencia, en las que el conductor necesita mantener el control de la dirección mientras frena con fuerza. Sin embargo, el ABS solo se usa ocasionalmente.

Cuando el conductor frena normalmente, el ABS no está activo. El sistema de frenos funciona como lo haría en un vehículo sin ABS. Las pastillas de freno hacen contacto con los rotores, lo que reduce la velocidad del vehículo. El conductor controla la presión del pedal del freno y puede ajustarla según sea necesario.

El ABS solo se activa cuando el conductor aplica los frenos con fuerza y ​​el sistema detecta que una o más ruedas están a punto de bloquearse. Cuando esto sucede, el ABS bombea rápidamente los frenos, liberando y volviendo a aplicar presión al líquido de frenos para evitar que las ruedas se bloqueen. Esto permite que el conductor mantenga el control de la dirección mientras frena con fuerza. El ABS está activo solo durante un breve período de tiempo, normalmente unos segundos, y luego el sistema vuelve al modo de frenado normal.

LEER MAS   ¿Qué sucede si conduce con una pinza de freno defectuosa?

Vale la pena señalar que el ABS no solo está activo cuando el conductor aplica los frenos con fuerza. El sistema también controla la velocidad de cada rueda incluso cuando el conductor no está frenando. En algunos casos, si el sistema detecta algún comportamiento anómalo, actuará en consecuencia.

Además, algunos vehículos más nuevos pueden tener una versión avanzada del ABS, llamada Control electrónico de estabilidad (ESC). Este sistema utiliza sensores para detectar cuando un vehículo está a punto de perder el control y aplica los frenos a ruedas individuales para ayudar al conductor a recuperar el control. ESC siempre está activo, incluso cuando el vehículo no está frenando.

3 razones por las que el sistema de frenos antibloqueo de su automóvil puede estar funcionando mal

Hay sistemas de seguridad integrados en su sistema de frenos para alertarlo cuando tenga un problema potencial con el ABS.

Pastillas de freno desgastadas

Con el tiempo, las pastillas de freno se desgastan y se vuelven más delgadas y menos efectivas para detener el vehículo. Esto puede hacer que el ABS trabaje más y también puede conducir a una disminución del rendimiento de frenado. Si las almohadillas están desgastadas hasta el punto en que ya no son efectivas, es posible que el ABS no funcione correctamente y que se encienda la luz de advertencia del ABS. Es importante inspeccionar y reemplazar las pastillas de freno según sea necesario para garantizar que el ABS funcione correctamente.

Sensores de velocidad de rueda fallados

Los sensores de velocidad de las ruedas son los encargados de enviar información sobre la velocidad de cada rueda al módulo de control del ABS. Si uno de estos sensores falla, es posible que el ABS no pueda controlar los frenos. Esto puede hacer que se encienda la luz de advertencia del ABS y también puede provocar una disminución del rendimiento de los frenos. En algunos casos, un sensor de velocidad de la rueda defectuoso también puede causar que el sistema de control de tracción del vehículo no funcione correctamente. Los síntomas de un sensor de velocidad de la rueda defectuoso incluyen el encendido de la luz de advertencia del ABS, el encendido de la luz de control de tracción y la disminución del rendimiento de los frenos.

LEER MAS   ¿Qué pasa si no rompes los frenos del coche?

Problemas eléctricos

El ABS está controlado por una unidad de control electrónico (ECU) que recibe información de los sensores de velocidad de las ruedas y el pedal del freno. Si hay un problema con el cableado o con la propia ECU, es posible que el ABS no funcione correctamente. Esto puede hacer que se encienda la luz de advertencia del ABS y también puede provocar una disminución del rendimiento de los frenos. Los problemas eléctricos pueden ser causados ​​por una variedad de cosas, incluido un módulo de control ABS defectuoso, cableado dañado o un problema con la computadora del vehículo. Los síntomas de un problema eléctrico con el ABS incluyen el encendido de la luz de advertencia del ABS y un rendimiento de frenado reducido.

¿Hay algún problema con sus frenos antibloqueo?

Si bien muy pocos accidentes automovilísticos son causados ​​​​por una falla total de los frenos, perder el control incluso por un momento puede ser una experiencia aterradora. Al mantener todo su sistema de frenos funcionando bien durante toda su vida, es menos probable que experimente problemas.

Es esencial que un mecánico calificado inspeccione su vehículo si nota algún problema con los frenos para garantizar que su vehículo sea seguro para conducir.

Subir